Varios estudios científicos ya han concluido en que la exposición temprana al plomo puede retardar el desarrollo cognitivo y el desarrollo del lenguaje. Pero ahora, un nuevo trabajo, presentado en el Encuentro de las Sociedades Pediátricas 2017, demuestra que los efectos son mucho más fuertes para niños en baja situación socioeconómica.

Bridget Wieczkowski, autora de la investigación (ver el trabajo completo), aseguró que el objetivo del estudio era determinar si el impacto del plomo fue mayor para aquellos niños que también debieron enfrentar el “estrés tóxico” de la pobreza, la falta de vivienda, las falencias alimentarias y baja alfabetización de los padres.

¿Cómo pueden los padres proteger a sus hijos?

Proteger a los niños de la exposición al plomo es importante para la salud durante toda la vida. No se ha identificado un nivel seguro de plomo en la sangre en niños. Incluso los bajos niveles de plomo en la sangre afectan el coeficiente intelectual, la capacidad de atención y el logro académico. Y los efectos debidos a la exposición al plomo no pueden ser corregidos.

El paso más importante que los padres, los médicos y otros pueden tomar es prevenir la exposición al plomo antes de que ocurra.

Niveles de plomo en la sangre en niños

Los expertos hablan de un nivel de referencia de 5 microgramos por decilitro para identificar a los niños con niveles de plomo en  sangre más altos que la mayoría. Este nuevo nivel se basa en la población de los Estados Unidos de niños de 1-5 años, considerando que un 2,5% de los niños presentan valores de plomo en sangre más alto.

  • Este valor de referencia se basa en el 97.5 percentil de la distribución de plomo en sangre en la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (NHANES) en niños. El valor de referencia actual se basa en los datos de la NHANES de 2007-2008 y 2009-2010. Los  miembros del CDC evaluarán el valor de referencia cada 4 años utilizando las dos encuestas más recientes de la NHANES.
  • Una vez que se publiquen los nuevos datos de la NHANES, los CDC analizarán los dos últimos conjuntos de datos de la NHANES para encontrar el percentil 97.5 de distribución de plomo en sangre en los niños. Una vez que sepamos ese número, podemos determinar si cambiar el valor de referencia.
  • NHANES es una encuesta de población para evaluar la salud y el estado nutricional de adultos y niños en los Estados Unidos y determina la prevalencia de las principales enfermedades y factores de riesgo de enfermedades.

 

© 2016 - Asociación Toxicológica Argentina