De acuerdo al informe las alteraciones surgen en el tercer mes, sostiene un estudio realizado en zonas rurales de Allen y Cinco Saltos por investigadoras de la Universidad Nacional del Comahue y la UBA. El estudio, que  se focalizó en los recién nacidos de madres que viven en el área de aplicación de plaguicidas, muestran alguna alteración en los patrones morfométricos de los neonatos, placentarios y parámetros bioquímicos de la sangre del cordón umbilical.

Bajo el título ¨Parámetros neonatales, placentarios y del cordón umbilical en mujeres embarazadas que residen en zonas de aplicación de plaguicidas” y teniendo en cuenta la vulnerabilidad del embrión y el feto a los xenobióticos, “nuestros resultados son de gran preocupación y apuntan a la necesidad de más estudios a campo de poblaciones rurales, para investigar las posibles relaciones epidemiológicas entre la exposición a los plaguicidas y el impacto en la fisiología de la placenta y el desarrollo fetal” explicaron los investigadores. El grupo de profesionales  pertenece al Centro de Investigaciones en Toxicología Ambiental y Agrobiotecnología del Comahue (CITAAC). Instituto de bipertenencia UNCO-CONICET.

Nota completa: Estudio de investigadores de la UNCo confirma el impacto de plaguicidas en embarazos
Estudio completo: Neonatal, placental, and umbilical cord blood parameters in pregnant women residing in areas with intensive pesticide application

© 2016 - Asociación Toxicológica Argentina